11 de diciembre de 2012

La falla de los últimos años fue la falta de un proyecto en educación

Por Isaac Torres y Adrián Figueroa*

La educación de menor calidad se ofrece a las comunidades que tienen menos recursos, por lo que se debe avanzar en la equidad y justicia en este sector y que no haya diferencias en la enseñanza, asegura el doctor Humberto Muñoz.
como moderador de la primera sesión del seminario Plan de diez años para desarrollar el Sistema Educativo Nacional en el auditorio Antonio Caso de la UNAM, aseguró que México no crecerá si no se abate el analfabetismo y el rezago educativo.
Son sus reflexiones de la presentación de la mesa “Impulsar el Derecho a la Educación y la Inclusión Social”, en el marco de la presentación del documento  “Transformar el Sistema Educativo Nacional. Diez propuestas para diez años”, añadió que lo que dará pleno soporte el desarrollo del país, “es que el sistema educativo retome su filosofía de educar y formar seres humanos”.
El documento enfatiza además de las desigualdades en la educación, el acceso educativo, donde permanecen brechas importantes entre entidades federativas: 13 estados, refiere, aún están por debajo de la media nacional y 14 más no alcanzan el promedio nacional en secundaria. En el nivel superior “más de la mitad de los estados presentan coberturas inferiores a la media nacional”.
Otro reto clave es el de la calidad, que de acuerdo con el Foro Económico Mundial, cita el texto, México ocupa el lugar 118 de entre 144 países clasificados por la calidad de su educación primaria.
El documento destaca además el rezago educativo visto por entidades federativas. Como ejemplo, con datos del Consejo Nacional de Población, establece que en 2010 el porcentaje de población de 15 años que no terminó la primaria se ubicó en el 19.9 por ciento a nivel nacional, pero las diferencias oscilan de entre 8.7 por ciento en el DF y casi el 40 por ciento en Chiapas.
“Con estos niveles de rezago educativo no podemos pensar en una mejor sociedad y menos en un país competitivo a nivel mundial. La cifra es enorme: 32 millones en rezago educativo, que representa 41 por ciento de las personas mayores de 15 años.

En su oportunidad, la doctora Sylvia Schmelkes destacó que el derecho humano a la educación es el camino por donde debemos transitar. “Es una prerrogativa que ha sido conculcada para más de 30 millones de personas mayores de 15 años, quienes se encuentran en el analfabetismo o en el rezago educativo”.
"Aunque también tenemos otro problema. Las comunidades indígenas no son atendidas desde su diversidad lingüística y cultural, lo que significa que este derecho que garantiza el acceso a la enseñanza, no está siendo equitativo".
Por su parte, el doctor Manuel Gil Antón destacó que la falla más importante en los últimos años en el sector, “es la falta de un proyecto de educación. Uno en el que sea ineludible asegurar el acceso a la educación de todos los mexicanos, que los forme como ciudadanos responsables, que exijan revisión de cuentas y defiendan la democracia”.
Sin embargo, señala que esta educación debe ser con calidad, “porque hoy tenemos muchos jóvenes, niños y adultos que tienen problemas de comprensión de lectura o no pueden hacer bien cálculos matemáticos”.
Por otra parte, en el seminario donde se presentó el estudio realizado por la UNAM, se abordaron temas como la evaluación de los docentes. Al respecto,  Olac Fuentes, ex subsecretario de Educación Básica, manifestó que se requiere de un sistema que permita evaluar en los maestros lo verdaderamente importante en el ejercicio de la educación, “y que no se puede hacer con exámenes simplones, como los aplicados en la evaluación universal”. Se requiere analizar cómo ejerce su profesión, cómo valora y atiende a los alumnos.
“Actualmente, los profesores piensan más en los exámenes (los de ellos y el de los alumnos: Enlace) que en cómo despertar la curiosidad e impulsar la tenacidad en el trabajo”.


® Derechos Reservados. Originalmente publicado en La Crónica (11/Diciembre/2012)

No hay comentarios. :

Publicar un comentario