17 de abril de 2013

Promete INEE autónomo evaluación integral a maestros

Por Héctor Rojas Martínez*

Los 15 académicos candidatos a ocupar uno de los cinco puestos en la junta de gobierno del Instituto Nacional para la Evaluación de la Educación (INEE), comparecieron ante el pleno del Senado de la República, donde coincidieron en la importancia de fortalecer la autonomía del instituto, hacer que la evaluación sirva para el aprendizaje; y aplicar evaluaciones integrales a los profesores.
En el mismo orden en el que fueron presentadas las ternas, cada uno de los académicos tuvo 10 minutos para presentar su propuesta y destacar las aportaciones que de ser seleccionados, impulsarían al interior del INEE.
Desde la primera intervención, la académica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) Belinde García Cabreo, señaló que en el Sistema Educativo Nacional (SEN), hace falta adecuar la labor docente al contexto donde se desempeñan los maestros mexicanos. 
Como parte de esta primera terna, Margarita Zorrilla, ante el pleno del Senado, se calificó como “parte del inventario del sistema educativo”, dada su experiencia profesional; y destacó que en esta nueva etapa del INEE, “se trata de innovar a partir de la tradición”, dijo.
“Necesitamos una evaluación más pertinente, que se perciba como buena porque es justa”, aseguró Margarita Zorrilla. Como parte de esa misma terna, la académica de la UNAM, Lorenza Villa Lever, propuso realizar una evaluación que esté en diálogo con los maestros para incorporarlos al análisis y sumarlos a las propuestas de la misma evaluación.
En otra terna, al igual que la anterior, también para integrar la juta del INEE por cinco años; el investigador de la Universidad Autónoma de Baja California (UABC), Eduardo Backhoff Escudero, hizo una dura crítica al sistema de evaluación mexicano, pues dijo que “el gobierno prefirió la prueba ENLACE” que apostar por el trabajo de un instituto como el INEE.
Cabe destacar que una sola prueba, la Evaluación Nacional del Logro Educativo en Centros Escolares (ENLACE), durante el 2012, tuvo un costo similar al presupuesto anual con el que trabajó el INEE.
En esa misma terna, el académico emérito de la UNAM, Ángel Díaz Barriga, señaló que el INEE, en su nueva etapa, deberá aumentar la difusión de los resultados de sus investigaciones, esto con la finalidad de tomar en cuenta la información del sistema educativo y tomar mejores decisiones que impulsen la calidad en el aprendizaje de los estudiantes.
Por su parte, el investigador de la Universidad Iberoamericana (UIA), Pedro Flores Crespo, identificó tres retos que deberá afrontar el INEE autónomo, uno es político, el segundo es organizacional; y el tercero es técnico, aseguró Flores Crespo.
En la práctica, Flores Crespo propuso impulsar talleres en escuelas para que dentro de ellas, se discutan los resultados de las evaluaciones con el propósito de mejorarlos.
En una tercera terna para integrar la junta de gobierno del INEE por un periodo de seis años, Teresa Bracho, aseguró que este órgano evaluador, habrá de diseñar parámetros y estándares con los que se pueda evaluar el perfil de los maestros, atendiendo su diversidad, puntualizó.
En esa misma terna, el profesor-investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Tiburcio Moreno Olivos, enfatizó la necesidad de considerar y orientar la evaluación hacia “una experiencia de aprendizaje”.
Por su parte, Carlos Muñoz Izquierdo, de la UIA; respaldó la idea de fortalecer y preservar la autonomía del INEE, así como atender a los distintos contextos nacionales para hacer de la evaluación una herramienta de mejora continua en el sistema educativo.
También por un periodo de seis años, en una cuarta terna, el académico Gilberto Guevara Niebla, enfatizó que “no hay evaluaciones definitivas ni neutras o totalmente objetivas”, por lo que hizo un llamado a comprender la evaluación como un proceso que engrana en todo el sistema educativo.
Lo anterior, de acuerdo con Guevara Niebla para lograr el aprendizaje escolar de “alto desempeño”, dijo el investigador ante el pleno del senado que lucía semivacío, pues a la hora de las comparecencias, más de la mitad de los senadores, abandonaron el pleno.
En esa misma terna, el actual presidente del INEE, Mario Rueda Beltrán, hizo un llamado para reconocer al instituto como un órgano productor de conocimiento, “es importante reconocerlo y utilizar ese saber”, dijo.
Además, Mario Rueda, alentó a fomentar la producción local de información educativa en materia de evaluación, “que nos de conocimiento de los municipios en cuanto a su desempeño educativo”, expresó Rueda Beltrán.
Por su parte el investigador de la UNAM, Felipe de Jesús Tirado, felicitó a los senadores por “evaluar a los evaluadores”; pues enmarcó los procesos de evaluación como un sistema de “rendición de cuentas”.
Tirado Segura, además especificó que el INEE, desde su perspectiva, debe “evaluar para mejorar y no para perjudicar”, y agregó que dentro de este proceso de Reforma Educativa, lo que no se puede hacer es “sacrificar el aprendizaje de los alumnos”, dijo.
En la última terna, para integrar el consejo de gobierno del INEE por un periodo de siete años, la académica de la Universidad de Guadalajara (UdeG), María Luisa Chavoya Peña, propuso una mayor participación de los docentes en el diseño de las evaluaciones del servicio profesional docente.
Lo anterior, porque los maestros son los actores principales del sistema educativo, expuso Chavoya Peña. Por su parte, la candidata Aurora Loyo, reconoció el alto nivel académico de sus colegas pero especificó que “no debe ser la suma de individuos –quien integre al INEE- sino la suma de saberes y capacidades especificas”, acotó la académica de la UNAM.
Asimismo, Loyo reconoció en la autonomía del INEE una oportunidad histórica para mejorar la calidad en el sistema educativo mexicano; consideración que compartió su compañera de terna, la académica de la UIA, Sylvia Schmelkes.
Schmelkes, hizo énfasis en acotar la brechas de desigualdad que tiene el sistema educativo, pues esta falta de equidad crea sectores de la población vulnerables, tal es el caso de los pueblos originarios, ejemplificó la académica.
Adicionalmente, Schmelkes también se pronunció por orientar la evaluación hacia un enfoque formativo, pues la finalidad de la evaluación es mejorar los aprendizajes, así como la finalidad de los aprendizajes es darle a los niños y niñas mexicanas, oportunidades para que se puedan desarrollar de forma integral.
El evento tuvo una duración de poco más de dos horas, aún así, los 15 candidatos de las cinco ternas, regresaran mañana en punto de las 9:30 horas a una reunión con la comisión de educación del Senado de la República.

® Derechos Reservados. Originalmente publicado en Campus Milenio. Fotos: Canal del Congreso

No hay comentarios. :

Publicar un comentario